jueves, 24 de septiembre de 2020

LA PREVENCIÓN DEL CÁNCER CON VITAMINA D



Recientemente se ha asociado la presencia de vitamina D3 con la prevención de algunos tipos de cánceres, aunque estos datos han sido esquivos. Pero la investigación esta en marcha y se han encontrado nuevos avances en la prevención del cáncer utilizando esta vitamina.

 

   Un nivel bajo de vitamina D se asocia con un mayor riesgo de varios cánceres, como el de colon, mama, próstata y células hematológicas. Se ha encontrado que la Vitamina D del factor de transcripción (VDR) inducen cambios en las señales epigenéticas [El ADN del genoma tiene pequeñas moléculas de metano que impiden que una parte de ese genoma sea leído por la célula] de las células sanas y cancerosas, marcando una tendencia a impedir que el cáncer se propague.

 

¿Qué es el cáncer?

   El cáncer es el término general que describe una multitud de enfermedades muy heterogéneas que tienen en común la manifestación de un crecimiento excesivo incontrolado de células en cualquier tejido de un individuo.

   La base molecular del cáncer es la acumulación de mutaciones puntuales y variaciones en el número de copias que se hacen de una parte del genoma, como amplificación (aumentar el número de copias) y deleciones (destrucción de grandes secciones del genoma) o grandes alteraciones cromosómicas, la alteración del genoma mismo y la muerte celular, que pueden mejoran la actividad de los oncogenes y disminuyen la de los genes supresores de tumores.

   Estas inestabilidades genómicas están moduladas por cambios epigenéticos a través de acciones directas de las enzimas modificadoras de la cromatina. Los cambios del epigenoma que pueden ser peligrosos se desencadenan por señales del entorno celular, como nutrientes, toxinas, citocinas y quimiocinas relacionadas con la inflamación.

   Por tanto, los cambios epigenéticos pueden tener efectos tanto perjudiciales como beneficiosos sobre la aparición y progresión del cáncer.

 


¿Cómo ha cambiado el cáncer en nuestros días?

   El aumento mundial de la esperanza de vida, como la reducción de enfermedades infecciosas por los antibióticos, mejor nivel de vida y atención médica eficiente, eleva las tasas de morbilidad y mortalidad por cáncer, con unos 18 millones de nuevos casos de cáncer y casi 10 millones de muertes por cáncer en 2018. Leer más

   El costoso tratamiento de la enfermedad, como la cirugía, la radioterapia y la quimioterapia, es una carga económica para los sistemas sanitarios de los países desarrollados e incluso no es fácilmente accesible para la mayoría de la población de los países en desarrollo.

Cómo se demostró que la vitamina D3 podía prevenir el cáncer

   Hace ya 40 años, un estudio epidemiológico sugirió que la vitamina D puede ser protectora contra el cáncer colorrectal (CCR), ya que una mayor exposición al sol (UV-B), así como una vida en latitudes más bajas (ambas causan una mayor formación de vitamina D3) y conduce a una menor incidencia de este tipo de cáncer.

   En esa misma época se descubrió que una forma de vitamina D3 tenía un efecto antiproliferativo in vitro sobre las células de melanoma. En general, un nivel bajo de vitamina D parece estar asociado con una mayor incidencia de cáncer. Varios ensayos de intervención con vitamina D con diferentes tipos de cáncer, pero no todos, confirmaron esta observación y se presentaron los datos más convincentes para el Cáncer Colorrectal.

   Además, hay muchos estudios in vitro y algunos datos in vivo que indican que la vitamina D también es eficaz contra el cáncer de mama y de próstata, así como contra la leucemia y el linfoma. De manera similar, otros tres ensayos controlados, aunque no hubo resultados definitivos, si encontró, analizando todos los datos juntos de las tres pruebas, que la suplementación con vitamina D 3 conduce a una mortalidad total por cáncer significativamente menor. Leer más

    En este contexto se necesitan de acciones baratas que se puedan aplicar en todo el mundo en la lucha contra el cáncer, y la vitamina D 3 (también llamada colecalciferol) ha ganado una atención significativa como un compuesto natural económico y de fácil acceso.

 

La forma de actuar de la Vitamina D3

   La vitamina D3 con sus factores de transcripción VDR, se activa uniéndose a más de 10.000 lugares dentro del genoma humano y afecta la transcripción de unos 1.000 genes importantes en una gran proporción de tejidos y tipos de células humanos.

   Dado que las células inmunitarias y cancerosas de rápido crecimiento utilizan los mismos genes para controlar su proliferación, diferenciación y en la programación de su muerte, no es sorprendente que la señalización de la vitamina D cambie estos procesos también en las células cancerosas.

   Por tanto, los efectos anticancerígenos de la vitamina D pueden derivarse del control del crecimiento y la diferenciación de la inmunidad. Los efectos de la vitamina sobre el epigenoma y la lectura de los genes en las células, y su relación con la prevención y el tratamiento del cáncer, están demostrando su importancia actualmente.

 

 

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1044579X20301140


https://www.miradaalaciencia.com/2020/09/el-cancer-ataca-mas-los-hombres.html

https://www.miradaalaciencia.com/2020/05/el-surgimiento-de-la-inmunoterapia.html



No hay comentarios:

Publicar un comentario

REINO UNIDO APRUEBA LA VACUNA COVID-19 DE PFIZER

  Hace un año se registró el primer caso de COVID-19 en China, millones de personas han enfermado y el número de muertos ya supera el mill...